• carruse1l8.jpg
  • carruse1l9.jpg
  • carruse5l.jpg
  • carruse6l.jpg
  • carruse7l8.jpg
  • carruse9l.jpg
  • carrusel.jpg
  • carrusel1.jpg
  • carrusel2.jpg
  • carrusel5.jpg
  • carrusel7.jpg
  • carrusel8.jpg
  • carrusel15.jpg
  • carrusel88.jpg
  • carusel5.jpg

 

Los gobiernos provinciales de Santa Fe y Córdoba se pronunciaron en contra del cierre de las exportaciones de carne por 30 días dispuesta por el presidente Alberto Fernández.

El gobernador santafesino, Omar Perotti, consideró que el camino correcto para resolver el problema de la suba del precio de la carne "es aumentar la producción y no cerrar las exportaciones".

"Tenemos las condiciones para abastecer el mercado interno y externo, manteniendo la posibilidad de exportar nuestros productos al mundo", expresó Perotti a través de su cuenta de Twitter. Y en otro posteo, destacó que "en Santa Fe, la ganadería genera trabajo, inversiones y tiene un inmenso potencial".

Por su parte, el vicegobernador cordobés Manuel Calvo, a cargo del Ejecutivo provincial por la licencia médica de Juan Schiaretti, aseguró que la suspensión de las exportaciones de carne "atenta contra la producción, y se corre el riesgo de consecuencias ya vistas: disminución del stock ganadero, pérdida de puestos de trabajo y desinterés y desinversiones".

Añadió que esta medida es "tropezar dos veces con la misma piedra".